Wonder Nutrición Santiago cede al Monbus Obradoiro bicicletas para que los jugadores se ejerciten desde casa

Wonder Nutrición Santiago, miembro del Club de Empresas Obradoiro, que colabora con el equipo con la suplementación deportiva a través de su marca ETERNITY, ha querido mostrar su apoyo al equipo, al continuar aislados en sus domicilios tras la detección de positivos en el club.

Luis Pernas, uno de los tres socios de la compañía, ha explicado que “desde WONDER no solo apoyamos a nivel nutricional al equipo, sino que cuando se nos necesita estamos ahí siempre para darles soporte a sus entrenamientos. En este caso lo hemos hecho aportando esas bicicletas para mantener la buena firma física de los jugadores en estas circunstancias y con la App “miEntrenador_Virtual” haciendo todo tipo de entrenamientos de una forma divertida desde casa”.

El preparador físico del club, Rubén Vieira, ha confesado que “contar con estas bicicletas nos ayuda mucho, ya que son uno de los pocos medios que nos permiten realizar sesiones aeróbicas y anaeróbicas desde casa. Estamos muy agradecidos a Wonder, ya que conseguir material para cada jugador es complejo”.

Rubén ha detallado cómo se está trabajando con cada caso: “Lo más importante de todo es individualizar el proceso de recuperación, ya que no va a ser igual para todos. Cada mañana me pongo en contacto con cada jugador y pautamos diferentes sesiones. En el caso de los negativos sin síntomas, realizan un trabajo físico general adaptado a cada uno de ellos. En cuanto a los positivos con síntomas, no realizan ningún tipo de actividad física. Mientras que los positivos que no tienen síntomas realizan unas tareas muy suaves en función de su estado de salud”.

¿Y cómo se prevé que sean los próximos días? El preparado físico ha explicado que “la evolución del trabajo nos la marcará la sintomatología de cada jugador y, en algunos casos las pruebas PCR. Pero lo más importante es conocer en cada momento el estado de cada jugador. En el momento en el que empiezan a disminuir los síntomas, debemos empezar a pautar ejercicio, pero de una forma muy concreta y, sobre todo, muy progresiva. En este trabajo durante un confinamiento debemos individualizar aún más si cabe todo el proceso de entrenamiento, darle importancia al trabajo neuromuscular, estar pendientes de que nuestras articulaciones y tendones reciban diferentes estímulos e incidir sobre el rendimiento cardiovascular”.

Ya se han cumplido diez días desde que se detectaron los primeros casos positivos y, tal y como indica el protocolo acb, se ha comenzado con las primeras pruebas PCR para conocer el estado de la plantilla.

ARRIBA